Faltaban tan solo 5 kilómetros para llegar a la frontera de Guinea Bissau cuando detuve la bicicleta debajo de la sombra de un árbol. A mi alrededor no había más que silencio, dos cabras pastando y una ruta llena de adrenalina…

2020 – Así me recibió la gente apenas entré a Sierra Leona, país 102 en este gran viaje que es la vida

Cerré los ojos, respiré profundo e intenté recordar aquella tarde de verano cuando nos juntábamos en familia a ver las diapositivas de las vacaciones. La imagen de Egipto con sus pirámides apareció en cuestión de segundos. Ese momento había sido el motivo por el cual había decidido empezar a viajar y conocer el mundo.

El ruido de una moto acercándose me hizo reaccionar y volver al lugar en donde estaba. Pedaleé lento hasta el check point no para atrasar la llegada, sino para procesar lo que estaba por vivir. El sello en el pasaporte no sería uno más, significaría que ese sueño ya era realidad.

Finalmente, después de 30 años dedicados a viajar, explorar y aventurarme por el mundo visitaba el país número 100. Ir a Afganistán en invierno, hacer dedo por Irak, Mongolia o Nicaragua solo habían sido pequeños eslabones para completar esta cadena.

2006 – En Kabul, Afganistán con 30 grados bajo cero

En noviembre de 2019 decidí cambiar la manera de moverme. Dejar de viajar haciendo dedo para recorrer los 13 países que faltaban de la lista en bicicleta. El objetivo no era sencillo: pedalear 20.000 km desde Estonia hasta Sudáfrica (por la costa oeste), mucho menos explorada por la mayoría de los viajeros.

Durante todos estos años recibí innumerables gestos de hospitalidad, de gente dispuesta a ayudar a cambio de nada, desconocidos que te invitan a sus casas, te ofrecen comida. Sobrevivir a la muerte en Uganda cuando contraje malaria tuvo final feliz gracias a esos campesinos que me ayudaron cuando más lo necesitaba. Y esos gestos se multiplicaron una y otra vez, más allá de la raza, religión o cultura.

2010 – Mujer vestida con burka en el sur de Irán. País que recorrí a dedo durante dos meses

Por esa razón decidí armar un proyecto solidario para juntar 100 usd, 1 usd por cada país recorrido. Esa suma será dividida en 10 acciones distintas, a repartir en escuelas, un hospital o alguien que vive en la calle, etc. Cada acción será filmada y compartida en las redes sociales para que todos puedan ver que su ayuda tuvo un destino real. Creo que es importante que todos puedan ver el rostro del beneficiado gracias a la ayuda en conjunto.

2009 – Siria, otro país que me recibió con los brazos abiertos. Acá, durmiendo con los nómadas del desierto

Como dice la frase: “Solo se llega más rápido, pero juntos más lejos”. Los que quieran participar pueden donar desde 1 usd o 70 pesos en adelante. Deben solicitar los datos bancarios al siguiente mail: estebanmazzoncini@gmail.com y si están en el extranjero pueden hacerlo enviando su ayuda por PayPal a la cuenta de estebanmazzoncini@hotmail.com

Mientras publico este post estoy en Sierra Leona, país 102. Son días difíciles, de mucho calor, de no poder descansar bien, de comer lo que se puede, de bajar de peso, de acampar en lugares precarios donde hay ratas, cucarachas, pulgas, mosquitos, ruido de animales, de tráfico, la gente que te pide plata, tu celular o incluso la bicicleta por el solo hecho de ser blanco.

2020 – Acampando en la soledad del desierto de Sáhara, Sáhara Occidental

Les comparto esto porque creo que es importante mostrar todas las realidades con las que nos encontramos. Viajar es apasionante pero no siempre uno está en las mejores condiciones.

Aprovecho para agradecerles a todos por estar presentes más allá de las distancias, por su compañía, por sus mensajes de apoyo y por sumarse al proyecto. Gracias especial a todo este equipo de sponsor que me acompaña en este viaje!

Aseguratuviaje Gracias por cuidar de mi salud durante esta travesía. Si necesitan contratar su cobertura médica pueden consultarlo por ACÁ!

Halawa Con sus alforjas llevo todo lo necesario sin ningún problema. Muy buenas y resistentes

Iozzer Muy buenos y resistentes los portaequipajes. Llevo más de 12.000 km en ruta sin ningún problema

Gracias por ser parte de esta gran aventura